domingo, 8 de noviembre de 2009


Los políticos de la UE aprueban el corte de Internet sin orden judicial

ley-hadopiLa Unión Europea en pleno ha aprobado que las autoridades administrativas de los Estados miembros puedan cortar el acceso a Internet sin orden judicial previa a los usuarios que descarguen contenidos protegidos por derechos de autor, a la manera de la Ley Hadopi promovida por Francia.

Hasta la fecha, en España, se requiere por ley una una autorización judicial previa para el temido corte, pero es bien sabido que el Gobierno hace tiempo que quiere cambiar esto.

Los eurodiputados habían frenado hasta ahora la aprobación de esta polémica reforma de las telecomunicaciones al reclamar, como dicta la lógica y la razón, que la nueva normativa prohibiera expresamente el acceso a Internet sin orden judicial previa. Pero al final, no sorpresivamente, el Parlamento ha cedido en sus exigencias y aceptó que no se requiera autorización judicial previa para cortar el acceso a Internet. El asunto es muy grave, amigos.

Como “parche”, la Eurocámara ha añadido una pequeña modificación a la normativa. En ella se afirma que las restricciones al acceso a Internet “sólo pueden imponerse si son adecuadas, proporcionadas y necesarias en una sociedad democrática”. Vago texto que da lugar a cualquier interpretación que se quiera. Tales medidas sólo podrán adoptarse “respetando el principio de presunción de inocencia y el derecho a la privacidad” y como resultado de un “procedimiento previo, justo e imparcial” que garantice “el derecho a ser escuchado” y “el derecho a una revisión judicial eficaz y en el momento oportuno”. Resumiendo: primero se corta internet y después ya veremos. Esto resulta contradictorio con la presunción de inocencia de la que hablan.

Se ha parado alguien a pensar ¿a quién puede beneficia esto? No a los usuarios, está claro. Las compañías de telecomunicaciones salen también perdiendo. ¿A los autores? No todos están de acuerdo con esto. La mayoría perderán seguidores o “clientes” Una vez más queda patente que los políticos de segunda fila que tenemos no gobiernan para el pueblo sino para los cuatro gatos que les mantienen en el cargo. No importa el color o partido político, (Socialistas y Populares han tenido idéntica postura) son las compañías y los lobbies quienes manejan los hilos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada